Carta al pueblo chino

Estimado pueblo chino:

Les escribo para hacerles una advertencia: desconfíen de la iniciativa de que se dispute la final de la Supercopa de España en su territorio. No se dejen llevar por el glamour de los futbolistas españoles.

En primer lugar, es mi deber avisarles que esta idea ha partido de Esperanza Aguirre. ¿Que no saben quién es? Es una señora que necesita varias sesiones de yoga… o mejor aún, de taichí. La pobre necesita relajarse. Aún recuerda los gritos que le dedicaron las aficiones del Barça y del Athletic en la pasada final de copa y no quiere que se repitan. Por eso ha decidido solicitar a la federación que la supercopa se celebre cuanto más lejos mejor. Al parecer, ese Es-pe-ran-za-hi-ja-de… en chino no suena tan fuerte.

En segundo lugar, imaginen (Confucio no lo quiera) que el Real Madrid llega a la final. Imaginen también (que tampoco Buda lo quiera) que el partido se ha de decidir en los penaltys. ¡Eh, que si tira uno Sergio Ramos os quedáis sin pelota y sin ciudad prohibida!

En tercer lugar, imaginen (que tampoco los padres del taoísmo lo quieran) que el Real Madrid disputa la final con sus jugadores portugueses. ¡Ustedes no saben qué estropicio puede llegar a hacer Pepe con jet lag! ¡Que ese tío es peligroso!

En fin, ¿por qué no se conforman con que se celebre la final al lado de cualquier Wok? Y que en vez de tirar penaltys, se coman cucharadas enteras de wasabi. Quien no ponga cara de Ozil, gana. Y si no es en Pekin, que sea en Pokón.

Àlex

Quant a

Si aquest bloc t'agrada el pots recomanar als teus amics... i si no t'agrada, fes-ho amb els teus enemics.

Arxivat a Altres
One comment on “Carta al pueblo chino
  1. Tomàs ha dit:

    La Federació Espanyola ens ha sorprès amb una genialitat. Tot sigui per la pasta. Què importa més, que les aficions dels equips que han arribat a la final els puguin gaudir en el seu estadi, o que la Federació s’embutxaqui una pasta gansa…, tots en sabem la resposta.

    Potser la Federació fa tot això per eixugar part del dèficit del fútbol espanyol que no ha volgut, ni ha sabut parar.

Els comentaris estan tancats.

%d bloggers like this: